Archivo de la categoría: PESCADO

Choco o sepia

choco-sepia-galicia-marisco-02

¿Cuánto tiempo hace que no disfrutas de un espectacular arroz con choco? Pues este es el momento perfecto. Si eres un amante de la cocina, la sepia o choco es un plato estrella con el que siempre triunfarás.

Pero antes de ponerte el delantal, lo más importante es comprar un producto de calidad. Podemos comprar la sepia fresca o congelada, no importa si vives en Madrid o Bilbao, porque en nuestra tienda online puedes realizar tu pedido de sepia y te lo llevamos directamente de la lonja a tu casa. Lo fundamental es comprarla fresca, saber identificar si está en buenas condiciones. En Galicia Marisco puedes comprar choco gallego limpio con piel o sin piel.

Si no vas a consumir choco de la ría en un máximo de 24 horas, la mejor opción es congelarla, de modo que aguantará varios meses en perfectas condiciones.

Para cocinarla, también hay truco. Se puede preparar en su tinta, enharinada o a la plancha, esta última técnica culinaria es la más extendida y popular, pero hay que tener cuidado si no queremos que quede demasiado dura. Los expertos culinarios recomiendan cocinarla con abundante calor durante muy poco tiempo o también aconsejan cocinar a fuego lento y durante bastante rato.

De cualquier modo, lo importante es entrenar, y encontrar el punto a este exquisito entrante.

A nivel nutricional, la sepia es similar al calamar y al pescado. Tiene un contenido en grasas, en calorías (unas 80 calorías por cada 100 gramos) y en colesterol bajo. El aporte de proteínas es similar a las del pescado, aportando todos los aminoácidos esenciales, es decir, proteínas de alto valor biológico.

En cuanto a la cantidad de minerales destacan el aporte de selenio, fósforo, potasio, magnesio, hierro y sodio. Importantes micronutrientes para el correcto funcionamiento del organismo. De su contenido en vitaminas, las más representativas son las del grupo B (cianocobalamina B12, niacina B3, riboflavina B2 y piridoxina B6) pero también contiene cierta cantidad de vitamina A.

 

Operación pescado y ¡dieta sana!

pescado-galicia-marisco-02

Ya falta menos para comenzar el verano y la operación “bikini” ya está en marcha. Dieta, deporte, productos sanos… Todo es válido para bajar esos kilitos de más, pero ¿qué ocurre si no dispones de tiempo para ir a la compra? No te preocupes, para eso estamos nosotros para llevarte el mejor pescado de la ría de Galicia hasta tu casa.

Veamos porqué el pescado es el alimento perfecto para incluir en tu operación dieta sana. Además de tener proteínas de excelente calidad, presentan un perfil de lípidos más saludable que el de otros alimentos también ricos en proteínas, como las carnes.

El contenido calórico de los pescados es relativamente bajo y oscila entre 70-80 Kcal por 100 gramos en los pescados magros y 120-200 Kcal por 100 gramos en los grasos o azules, por lo que constituyen una buena opción para formar parte de la alimentación de personas con exceso de peso.

Por lo general, los pescados azules o grasos se cocinan asados o a la plancha debido a que la grasa en su carne hace que no se resequen durante el empleo de estas técnicas culinarias. Así se obtienen pescados sabrosos y jugosos sin que se eleve su contenido energético.

El pescado (principalmente el procedente del mar) y el marisco representan una excelente fuente dietética. La característica nutricional más destacada de la composición del pescado es su contenido en grasa. Gracias a ella, los pescados azules poseen importantes propiedades para la salud relacionadas principalmente con la prevención de enfermedades cardiovasculares.

 

¡Ahí va el pulpo gallego!

Pulpo-gallego-02

¿Te gustaría que nuestro pulpo gallego viajase hasta tu casa? Antes de que lo acojas en tu cocina, te vamos a contar varias curiosidades sobre el pulpo. De esta manera sabrás mimarlo a la perfección.

Se trata de un molusco cefalópodo del orden octopoda, marino y carnívoro.

Tiene ocho brazos (tentáculos) que salen de la cabeza, en cada uno de los cuales hay dos filas de ventosas en la parte inferior. Todos ellos están unidos por una membrana en la parte más próxima a la cabeza, alrededor de la boca, en la que está armado con un potente pico (parecido al de un loro) que le sirve para desmontar la concha de sus presas.

Posee también un cerebro bien desarrollado que le proporciona extraordinarias cualidades, tanto de aprendizaje como de memoria. Este extraordinario órgano se encuentra alojado en la cabeza, donde encontramos dos grandes ojos, también muy desarrollados que le proporcionan una buena visión, y tres corazones, necesarios para cubrir todas sus demandas.

Los pulpos son criaturas bastante inteligentes, habiéndose demostrado que tienen memoria a largo y corto plazo a través de experimentos de resolución y laberintos. También son capaces de utilizar herramientas.

Se alimenta principalmente de crustáceos, peces pequeños y moluscos, aunque captura cualquier presa que pueda dominar.

Posee tres corazones, alojados en la cabeza, y todos ellos son necesarios para mantenerlo con vida y cumplir con las exigencias de su actividad, ya que es un depredador y nadador activo.

El corazón principal es el encargado de llevar la sangre al resto del cuerpo, mientras que los otros dos se encargan de llevarla a las agallas en contra de presión.

Carece de hemoglobina, que es sustituida por otra proteína llamada hemocianina, que le da a su sangre un característico color azul (la hemocianina contiene dos moléculas de cobre en lugar de la molécula de hierro que tiene la hemoglobina).

El pulpo se puede cocinar de muchas maneras.

Es importante tener en cuenta que la carne, si no se cocina de forma adecuada puede quedar dura y echar a perder una buena compra.

Un truco para evitar esto es congelarlo al menos hora o golpearlo, de modo que se rompe el tejido conectivo y se consigue ablandar la carne.

En Galicia, la tradición tiene su propio método. Se debe poner el agua a hervir, en ese momento se coge por la cabeza y se sumerge y saca tres veces para dejarlo después durante media hora o tres cuartos cociendo. No se añade sal.

 

Hoy me apetece pescado

gallo-pescado-fresco-galicia-marisco-02

Si en esos días que te apetece pescado y ya estás súper aburrido de comer siempre lo mismo. Te recomendamos un pescado muy interesante para variar tu dieta gastronómica marina.

Se trata del gallo o también conocido en Galicia por el nombre de rapante. Pescado blanco, de la familia de los peces planos. Se caracteriza por su cuerpo ovalado, boca grande con una mandíbula inferior ligeramente prominente y por tener los ojos en el lado izquierdo.

Digamos que la apariencia del gallo “no le hace justicia” a su sabor. Su blanca carne tiene un sabor muy típico y escasas espinas, lo que lo convierte en uno de los mejores pescados para los niños. Salvo en tamaños grandes, que permiten guisos y horneados, las recetas más frecuente de este pescado es la fritura, ya sea troceado o fileteado.

El gallo se encuentra en las aguas del Atlántico nororiental, en el mar del Norte y en el Mediterráneo occidental. Habita a profundidades de entre 100 y 400 metros, aunque puede encontrarse incluso a 800 metros.

Las piezas extra grandes de gallo pueden llegar a pesar hasta 1 kilo, incluso sobrepasarlo, mientras que las piezas de menor tamaño su talla ronda aproximadamente los 450 y 550 cada pieza.

En nuestra pescadería online tenemos dos tipos de tamaño: extra grande o grande. En función del plato que deseáis preparar os recomendamos uno u otro; por ejemplo si queréis hacer filetes os recomendamos el extra grande; en cambio si deseáis preparar raciones de pescado gallo aconsejamos el grande.

La cocina más frecuente para esta especie son las frituras, ya sea troceado o fileteado. Los ejemplares más grandes permiten guisos y horneados. Su carne se caracteriza por ser Su carne delicada, jugosa y aromática. Y la dieta de este pescado tiene mucho que ver, pues se alimenta de crustáceos, cefalópodos y alevines.

Besugo ¡Te quiero!

besugo-galicia-marisco-pescaderia-online-02

¿Hace cuánto tiempo que no disfrutas de un besugo al horno? Si tu respuesta es bufff, ya va siendo hora de permitirte el honor de cocinar y catar un auténtico besugo de la ría.

A continuación vamos enumerar los motivos que te ayudarán para convencer a alguien a que te invite  a una impresionante ración de besugo al horno:

  1. Besugo de las rías gallegas

Uno de los pescados más apreciados convirtiéndose el pescado más típico de los menús navideños. Se comercializa principalmente como pescado fresco; muy rara vez lo encontramos congelado y no es habitual encontrarlo transformado. En nuestra pescadería online puedes comprar besugo de la ría, puedes seleccionar el tamaño que más te guste.

2. Lo puedes guardar en tu congelador para cuando te apetezca

Al tratarse de un producto que no sufre manipulaciones, se puede congelar con la garantía de que al consumirlo no pierde sabor ni calidad.

 

3. Ahora en verano el besugo está muy bien de precio

Aunque se puede consumir durante todo el año, en el centro de la Península aumenta su consumo durante la Navidad, lo que hace que aumente su precio.

4. Su carne posee un exquisito sabor a mar

Su alimentación es fundamentalmente carnívora, basada en crustáceos, moluscos, peces…

 

5. El besugo es muy nutritivo

Dentro de los pescados azules, el besugo es uno de los que menor contenido graso posee, lo que hace que su aporte calórico sea moderado. Al igual que otros pescados el besugo es buena fuente de proteínas de alto valor biológico, además de contener gran cantidad de vitaminas y minerales.

El único inconveniente que presenta es su capacidad de elevar el ácido úrico, lo que lo hace poco apropiado para personas que padecen hiperuricemia o gota.

6. Muy fácil de cocinar
Besugo a la sal: el besugo entero y sin descamar se cubre totalmente con sal gruesa un poco húmeda y se hornea.

Besugo a la espalda: en una bandeja se coloca el besugo abierto por la mitad y de “espaldas”, con la piel hacia abajo. Se le da un golpe de horno y se rocía con aceite en el que se han dorado ajos, guindilla perejil picado y un poco de vinagre.

 

Palometa roja

palometa-roja-virrey-galicia-marisco-02

Si te gusta el pescado y en tu próximo plato deseas darle un toque de color, sigue leyendo porque tenemos una pescado que te va a encantar.

Su nombre palometa roja, un pescado de color rojo intenso con grandes ojos que destacan en su cuerpo corto y compacto. Habitualmente podemos encontrarlo en las costas gallegas y portuguesas.

La carne de la palometa roja es delicada, fina y muy sabrosa. Para llegar a disfrutar de su exquisito sabor, primer deberemos quitarle las espinas; en este proceso debemos tener mucha paciencia ya que se trata de un pescado con muchas espinas. Es un pescado para disfrutar con tranquilidad en una comida veraniega por ejemplo. Muy sencillo de cocinar y podréis obtener grandes resultados sin complicaros mucho.

La palometa roja es un pescado que puede gratinarse o acompañarse de una nutritiva salsa de tomate con verduras. Simplemente con un poco de ajo o guindilla o acompañada de tomate y vino blanco, conseguiremos realzar su sabor. Si deseas sorprender a tus invitados te recomendamos un plato de cinco estrellas: brochetas de palometa con mejillones.

En nuestra tienda online podrás comprar este pescado fresco a domicilio, el precio de la palometa varía segun el tamaño que selecciones. Este tipo de pescado lo enviamos siempre sin tripa y sin aletas, para facilitar su limpieza en casa.

 

Se trata de un pescado semigraso y destaca su alto contenido en proteínas, mayor que en otro tipo de pescados. Además, nos aporta vitaminas (del grupo B) y minerales. Cabe destacar el contenido en vitamina B12, imprescindible para el buen funcionamiento de las neuronas y la maduración de los glóbulos rojos. En cuanto a los minerales, la palometa es rica en potasio, necesario para el funcionamiento del sistema nervioso y para la actividad muscular.

Pulpo gallego

comprar-pulpo-gallego-galicia-marisco-02

 

¡Marchando una tapita de “pulpo á Feira”! Qué poco falta para comenzar el verano y con él qué bien sientan las tapitas de pulpo. Asado, frito, a la parrilla o simplemente hervido, el pulpo cuenta con grandes aliados en los fogones. Aceite de oliva, pimentón, ajo, limón o salsa de soja son algunos de los mejores amigos de este pescado.

No es necesario salir de tu ciudad para disfrutar del auténtico sabor de un pulpo gallego, puedes comprar pulpo en madrid, zaragoza, león… Nosotros te lo llevamos a casa para que comiences el pre-verano con una tapita de pulpo.

Su carne goza de un sabor excelente debido, sobre todo, a su alimentación, basada en crustáceos, moluscos y peces. Este cefalópodo de cabeza grande, 8 brazos y boca córnea con forma de pico de loro se captura durante todo el año. Además el pulpo es ideal para tu “operación adiós michelín para el verano” ya que posee pocas calorías y su contenido en colesterol, proteínas y grasa es relativamente bajo. En lo referente a los minerales, destaca por su aporte de calcio, mientras que entre las vitaminas la más destacable es la A, aunque también aporta una cantidad considerable de vitamina B3.

En Galicia Marisco te enviamos pulpo gallego a tu domicilio, 100% natural, sin añadidos ni aditivos. Puedes seleccionar el tamaño que más te guste y te lo enviamos a casa, directamente de la lonja a tu mesa.

Se trata de un alimento que se vende ya limpio,  conviene reblandecer algo más su carne antes de empezar a cocinarlo. Tradicionalmente esta operación se realizaba golpeando el ejemplar contra una superficie dura. De hecho, los pescadores, recién capturado el animal, acostumbraban a ‘golpearlo’ contra las rocas para ablandarlo. Actualmente existen algunos trucos para obtener los mismos resultados sin necesidad de realizar esta curiosa operación. El más habitual es congelar la pieza durante dos o tres días para matar el nervio. Así, al transformarse en hielo el agua que contiene el propio animal, éste ocupa un mayor volumen, lo que hace que se rompan los tejidos y la carne quede tierna. No obstante, los ejemplares de pequeño tamaño poseen una carne muy tierna y sabrosa, por lo que no resulta necesario ablandarla.

 

Pescados de ración

pescado-racion-galicia-marisco-02

El pescado fuente de vida, fuente de minerales calcio, fósforo, magnesio, potasio, sodio, hierro y yodo.

La ración de pescado por persona debe ser de 200 a 275 gramos aproximadamente, si calculamos en limpio que equivalen a un filete de pescado grande o dos rodajas de merluza o pescadilla o un pescado entero cuando son “de ración”. En el caso de pescados pequeños, el cálculo es seis unidades por ración aproximadamente, dependiendo del tamaño.

En nuestra pescadería online te enviamos tu pescado favorito a casa, si lo deseas podemos prepararlo en raciones, en rodajas o filetes y envasarlo al vacío ¡listo! para consumir con congelar directamente sin que la pieza pierda propiedades. La elaboración de este producto no tiene ningún coste adicional y te permite poder consumir pescado fresco gallego como si acabase de ser pescado.

Esta oferta alimentaria facilita la posibilidad de comprar justo lo que se va a consumir. Además, puede servir como incentivo para un consumo responsable y razonable, ya que se reduce la cantidad de comida que se acaba estropeando.

Tanto el pescado y como el marisco poseen un alto contenido en ácidos grasos omega-3. Los ácidos grasos omega-3, presentes de forma especial en el pescado azul, pueden reducir el riesgo de la enfermedad cardiovascular puesto que son antitrombóticos, antiinflamatorios y vasodilatadores. Además mejoran el perfil lipídico y reducen la tensión arterial.

Su consumo es imprescindible en mujeres embarazadas, lactantes y durante periodos de crecimiento, como la edad infantil.

El pescado graso contiene una importante cantidad de vitaminas liposolubles, especialmente vitamina A y vitamina D. En cambio, la carne de pescado blanco posee muy poca cantidad de estas vitaminas.

Por ello, se recomienda consumir 700 g de pescado a la semana, lo que equivale a unas tres o cuatro raciones semanales.

 

 

¿Qué pescado comprar?

que-pescado-comprar-galicia-marisco-01

El pescado es un alimento muy importante dentro de una dieta sana y equilibrada por tener un alto valor nutritivo. Contiene ácidos grasos omega 3, que ayudan a disminuir los niveles de colesterol malo, reducir la presión arterial y disminuir el  riesgo de padecer enfermedades cardiovasculares. Ahora bien, en muchas ocasiones nos preguntamos ¿qué pescado comprar? ¿Puedo comprar pescado fresco por internet?

En primer lugar debemos diferenciar entre pescado blanco y pescado azul.

Pescado blanco: es un grupo de pescados de origen oceánico con aleta dorsal. A este grupo pertenecen la merluza, la pescadilla, el lenguado, el gallo, gallina, rape, faneca, maruca…

La carne del pescado blanco es menos grasa, pues apenas supera el 2% y es más fácilmente digerible.

Pescado azul: este grupo de pescados presentan una cola o aleta caudal mucho más potente que los blancos. Se aconseja incluir pescado azul en la dieta, por lo menos dos o tres veces a la semana. Pescado azul: atún, bonito, caballa, salmón, sardina…

El pescado azul es bastante perecedero, por lo tanto hay que comprarlo fresco y comerlo en 1 o 2 días.

Si no tienes tiempo para ir al mercado te invitamos a que comiences a comprar pescado de Galicia online, nuestro producto procede de las Lonjas de las Rías Bajas.

Desde que compramos la mercancía en las diferentes Lonjas de las Rías Bajas de 4 a 6 de la madrugada hasta que el pedido sale de Galicia pueden transcurrir 14 horas. Durante todo este tiempo el producto se mantiene perfectamente refrigerado en nuestras cámaras frigoríficas perfectamente adecuadas a una temperatura idónea para su conservación total.

Ahora bien si tu decisión de comprar un pescado u otro se basa en la limpieza, no te preocupes; ya que en nuestra pescadería puedes comprar pescado fresco por internet y lo preparamos en filetes o rodajas.

Luego enviamos pescado envasado al vacío, consideramos así que es una de las formas más higiénicas y seguras de enviar algunos de nuestros productos más delicados y la más efectiva para que este producto pueda ser perfectamente óptimo para su congelación posterior en tu domicilio.

Si decides congelar el pescado, conviene no dejarlo más de 3 meses ya que la grasa puede enranciarse y coger un sabor desagradable.

Si prefieres que te enviemos entero el pescado de Galicia a domicilio, envasamos el producto en bolsas alimentarias con un sellado especial que evita que el alimento pierda propiedades, olores o ese refinado sabor de un buen producto gallego.

 

Marchando una ración de Besugo

Besugo_galicia_marisco-02

El besugo de la ría es uno de los pescados más apreciados en la gastronomía, convirtiéndose en el plato más típico de los menús navideños. Se puede consumir directamente fresco, o si lo prefieres puedes guardarlo y conservarlo en el congelador para alguna ocasión especial.

El besugo podemos encontrarlo en el mercado, normalmente fresco; en raras ocasiones podemos encontrarlo congelado y menos habitual encontrarlo transformado.

En nuestra tienda online, puedes comprar besugo de la ría fresco, enviamos el pescado desde la lonja directamente hasta tu casa. Además puedes escoger entre tres tipos de tamaño (pequeño, grande o extra) y cómo deseas que te enviemos tu pedido de besugo de la ría. Si al recibir tu pedido de besugo de la ría, decides congelarlo no te preocupes, en Galicia Marisco te garantizamos que a la hora de consumirlo, este pescado no perderá ni sabor ni calidad. Para descongelar este pescado, recomendamos que lo saques del congelador con antelación y no lo introduzcas en agua o en el microondas para descongelar.

El 90% del besugo capturado en España procede del Atlàntico y el resto del Mediterràneo. El besugo gallego que ofrecemos a nuestros clientes, proceden exclusivamente de las rías bajas gallegas, directamente de la lonja hasta tu casa.

El besugo es un pescado que acepta diferentes preparaciones culinarias y, aunque tiene un precio elevado sobre todo en fechas navideñas, el besugo gallego goza de gran aceptación en nuestra cocina. Los platos más famosos son:

– Besugo a la cántabra: espolvoreado con pan rallado y acompañado de ajos, zumo de limón y guindilla.

– Besugo a la donostiarra: como a la cántabra pero sin pan rallado.

– Besugo a la sidra: cortado en trozos se macera con ajo, perejil y limón, se fríe y se le rocía con una salsa de cebolla, ajo, pan tostado y sidra.

– Besugo a la sal: el besugo entero y sin descamar se cubre totalmente con sal gruesa un poco húmeda y se hornea.

– Besugo a la espalda: en una bandeja se coloca el besugo abierto por la mitad y de “espaldas”, con la piel hacia abajo. Se le da un golpe de horno y se rocía con aceite en el que se han dorado ajos, guindilla perejil picado y un poco de vinagre.

En relación a sus propiedades nutritivas, el besugo es uno de los pescados que posee menor contenido graso, lo que hace que su aporte calórico sea moderado. Al igual que otros pescados, el besugo es fuente de proteínas y además contiene gran cantidad de vitaminas y minerales.